viernes, 28 de agosto de 2009

Cuando yo nací ella ya arrancaba suspiros y andaba distintos caminos buscando el amor, con tanta inocencia, dulzura, pasión y locura, ella todo lo dio y recibió dolor. No fue fácil para ella ver que el mundo no era como lo soñó, conocer el amargo sabor del sufrimiento y aprendió a perdonar y a olvidar con el alma, y se hizo tan fuerte y tan grande peleó a golpes con la vida y jamás se
rindió.
¡Qué mujer! ¿como un hombre la puede perder?, ¡Qué mujer! ha venido a este mundo a vencer, cuando más se le pasan los años la veo mas bella y no puedo entender que siga tan sola en la vida, buscando querer. . Tenerla tan cerca me hace volar, es que es toda mi vida, mi amor, mi verdad, si pudiera romper la barrera, tomarla en mis brazos, decirle te amo, poder confesar, pondría en sus manos un ramo de sueños y envuelta en
mil besos, mi fidelidad. Le diría que el tiempo no existe, si es amor de verdad aunque doble mi edad, ¡Qué mujer! ¿como un hombre la puede perder?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Mi contador de Visitas:

Mi ultima lagrima

Mi ultima lagrima
La ultima lagrima que mi corazón derramará por vos, es la que ves.